Todo lo que tenés que saber sobre la fiebre amarilla

Fiebre Amarilla

Es una enfermedad viral que se transmite a través de la picadura de mosquitos hematófagos infectados previamente por un virus perteneciente a la familia Flaviviridae.

Se describen clásicamente en América dos ciclos de transmisión de la Fiebre Amarilla (FA), el selvático y el urbano. El ciclo selvático, es mantenido entre primates no humanos y mosquitos típicos de la selva.

En el ciclo urbano, intervienen el hombre y el mosquitos Aedes aegypti, vector con características domésticas.

¿Qué manifestaciones clínicas presenta la enfermedad?

Las manifestaciones clínicas de la FA son variables y van desde formas asintomáticas, pasando por formas leves con sintomatología inespecífica, hasta la fiebre hemorrágica clásica.

El período de infección aparece 3 a 6 días después de la picadura del mosquito.

El comienzo es abrupto, donde el paciente presenta fiebre mayor de 39°C, escalofríos, dolor de cabeza, náuseas, mareos, malestar general, congestión facial y dolor muscular.

Este período dura de 3 a 6 días, durante el cual, el enfermo es la fuente de infección de mosquitos, los cuales a su vez, pueden trasmitir la enfermedad a otras personas sanas y que estén próximas.

Un 15% de las personas infectadas, pueden desarrollar una forma grave de la enfermedad que incluye sangrados, shock, falla de órganos, y en algunos casos lleva a la muerte.

Prevención.

1. Vacuna contra la Fiebre Amarilla (FA)

La principal medida de prevención contra la fiebre amarilla es la vacunación de personas que viven en zona de riesgo, especialmente aquellas en estrecho contacto con la naturaleza (profesiones y trabajos en áreas selváticas/boscosas). Además, se debe valorar adecuadamente el riesgo de adquirir la infección, aquellos viajeros que ingresan de zonas endémicas o epidémicas, como son ciertas zonas de Sudamérica, donde el riesgo de personas que desarrollan actividades recreativas como pesca y/o campamento a orillas de cursos de agua se ve aumentado.

La vacuna contra la FA es segura y asequible, proporciona una inmunidad efectiva contra la enfermedad en 80-100% de los vacunados al cabo de 10 días, y una inmunidad del 99% al cabo de 30 días.

La vacuna es elaborada con virus atenuados, y una sola dosis es suficiente para conferir inmunidad y protección de por vida, sin necesidad de dosis de refuerzo.

Es segura y raramente puede causar efectos adversos graves.

Para recibir la vacuna contra la fiebre amarilla se deben respetar las siguientes contraindicaciones y precauciones

Contraindicaciones:

• Niños menores de 6 meses;
• Antecedentes de hipersensibilidad al huevo de gallina, proteínas de pollo o gelatina y antibióticos como la neomicina y kanamicina;
• Personas con enfermedades febriles agudas, con compromiso de su estado general de salud;
• Enfermedades que requieran tratamientos con inmunosupresores y/o inmunomoduladores
• Embarazadas, salvo en situación de emergencia epidemiológica y siguiendo recomendaciones expresas de las autoridades de salud;
• Personas severamente inmunodeprimidas por enfermedad (ej. cáncer, leucemia, personas con VIH/SIDA, personas con enfermedades reumatológicas, en especial el lupus eritematoso sistémico, la artritis reumatoide) o por medicamentos (personas con VIH bajo tratamiento antirretroviral, en supresión viral y con CD4 + ≥ 200 células/mm³, pueden vacunarse solo EN CASO INDISPENSABLE (viaje a zonas de riesgo con transmisión viral activa).
• Personas con enfermedad de Addison, Miastenia gravis o síndrome de DiGeorge.
• Personas de cualquier edad que padezcan alguna enfermedad relacionada con el timo, o que hayan sufrido su extirpación quirúrgica por cualquier causa.
Precauciones:
• Se recomienda evaluar individualmente el riesgo epidemiológico de contraer la enfermedad frente al riesgo de aparición de un evento adverso en niños entre 6 y 8 meses de vida inclusive y adultos de 60 años o mayores que se vacunan por primera vez contra la fiebre amarilla.
• Asimismo, debe evitarse la vacunación de mujeres que están amamantando, ya que se han comunicado casos sospechosos de transmisión del virus vaccinal a sus hijos.
• A las mujeres en edad fértil, se les recomienda postergar el embarazo por un mínimo de dos semanas después de la vacunación.
• Las mujeres embarazadas deben evaluar postergar el viaje a zonas de riesgo de FA.

2. Prevención de picadura de mosquitos:

• Usar ropas adecuadas:
o mangas largas, pantalones largos, de preferencia de color claro, medias y calzado cerrado.
• Usar sobre la piel descubierta repelentes que contengan DEET entre 15 y 30%:
o Repetir la colocación del repelente cada 3 o 6 horas.
o No aplicar repelente sobre los ojos y la boca.
o El DEET es seguro durante el embarazo y en niños mayores de 2 meses.
o Colocar primero el protector solar, dejar absorber 15 minutos y luego colocar el repelente.
o Las embarazadas y mujeres lactantes pueden utilizar repelentes que contengan DEET, de acuerdo con la seguridad del producto.
• La mayoría de los repelentes, incluso los que contengan DEET, pueden usarse en niños mayores de 2 meses.
• Al aplicar el repelente a niños evitar colocar en manos, ojos y boca.
• Tener mosquiteros y/o aire acondicionado en el lugar de hospedaje.
• Usar tul mosquitero sobre la cama.
• Se pueden usar insecticidas en el interior de las viviendas (derivados del pyretrum): espirales, tabletas termo evaporables, aerosoles.
• En caso de observar un insecto sobre el cuerpo no lo aplaste. Sople enérgicamente para ahuyentarlo.
Resumen de la situación en las Américas
Entre enero de 2016 y enero de 2018, siete países y territorios de la región de las Américas han notificado casos confirmados de fiebre amarilla: El Estado Plurinacional de Bolivia, Brasil, Colombia, Ecuador, Guyana Francesa, Perú y Suriname. Durante este periodo se notificó el mayor número de casos humanos y epizootias registradas en la Región de las Américas en varias décadas.
La situación epidemiológica de Brasil no es reciente, sino que lleva un año de evolución. A principios de 2017 el Ministerio de Salud de Brasil reportó un brote de Fiebre Amarilla que se originó en el estado de Minas Gerais y se expandió a varios estados limítrofes. A partir de esta situación las autoridades sanitarias han ampliado las recomendaciones de vacunación contra fiebre amarilla tanto para los habitantes de Brasil como para quienes visiten áreas de riesgo.

¿En qué situaciones se debe vacunar?

Actualmente el ministerio de Salud de la Nación de Argentina está evaluando ampliar la recomendación de vacunación de FA a todo Brasil. Se recomienda para los viajeros a partir de 9 meses de edad que se dirijan a ese país, y no tengan contraindicaciones.
Igualmente, la vacunación se recomienda a los viajeros que visitan las cataratas de Iguazú.

La vacuna debe aplicarse al menos 10 días antes de la fecha de viaje, y recordar que una sola dosis en la vida, es suficiente para quedar protegido a lo largo de ella.

Algunos países que consideran posible la introducción del virus de la fiebre amarilla en su territorio a través de viajeros no vacunados, que provienen de regiones con transmisión viral, exigen el certificado de vacuna.

Recomendamos ante viajes a áreas de riesgo de transmisión, a fin de prevenir la enfermedad, consultar con su médico de cabecera, al menos 4 semanas antes de la partida, para recibir las recomendaciones de vacunación en función de los antecedentes personales y las características del viaje.

Además, consulte con su agente de viajes y/o consulado de destino, para saber si es exigencia el certificado internacional de vacunación para ingresar al destino donde ha decidido ir.

Lugares donde se aplica Vacuna contra Fiebre Amarilla

– Sanidad de Fronteras

Av. España 1425 1er piso, Mendoza
Lunes a viernes de 08 a 12 hs
Tel.: 261- 4293757
Es gratuita y se otorga la certificación internacional

– Vacunatorios privados

Tiene costo y no otorga certificación internacional
Validez del Certificado Internacional de Vacunación

De conformidad con la modificación al RSI (2005) adoptada por la Asamblea Mundial de la Salud en la resolución WHA67.13, a partir del 11 de julio de 2016 el periodo de validez de todos los certificados de vacunación contra la fiebre amarilla, incluidos tanto los ya expedidos como los nuevos, pasa de 10 años a la totalidad de la vida de la persona vacunada.

Por consiguiente, a partir del 11 de julio de 2016 no se pueden rechazar los certificados de vacunación válidos presentados por los viajeros que lleguen a un país por el hecho de que hayan pasado más de 10 años desde la fecha efectiva de vacunación indicada en el certificado; tampoco se pueden exigir dosis de refuerzo o revacunaciones.

Certificado de exención de la vacuna

El Reglamento Sanitario Internacional contempla la presentación del certificado de exención con la misma validez que el Certificado Internacional de Vacunación. Al respecto, en el Anexo 7, establece:
“…se podrá permitir la entrada de los viajeros que posean una exención de la vacunación antiamarílica, firmada por un funcionario médico autorizado o un agente de salud autorizado…”.
Este certificado pueden obtenerlo quienes tengan contraindicaciones o precauciones para recibir la vacuna.
El certificado de exención se puede obtener portando el certificado del médico que acredita el diagnóstico que justifica la exención

Nota: 
Las autoridades sanitarias de Brasil, Bolivia y Paraguay NO solicitan a los argentinos certificado internacional de vacunación para ingresar a su territorio a la fecha.

Por dudas o consultas sobre fiebre amarilla, puede consultar a la línea 0800-222-1002

Prof. Mg. Aldo Sergio Saracco, médico toxicólogo
Director Observatorio de Salud Pública y Problemáticas de Consumo
Universidad Nacional de Cuyo
Titular Cátedra Toxicología, FCM – UM.
Ajunto Cátedra Medicina Legal, FCM – UNCuyo

adminTodo lo que tenés que saber sobre la fiebre amarilla